Te llamamos gratis

Cavitación Médica Reductor

Cavitación Médica Reductor

Seguro que has oído hablar mucho de la cavitación, pues si la cavitación te parece interesante espera a conocer la tecnología médica de Reductor.

Reductor es la combinación de 3 tecnologías (cavitación, lipólisis, drenaje arterial) lo que hacen a esta máquina única y tu apuesta más segura para perder grasa y volumen de manera localizada e inmediata. Poder destruir la grasa justo allí dónde te interese, permite romper las difíciles estructuras de los depósitos grasos, tan resistentes a dietas y tratamientos tradicionales. Así se consigue reducir la celulitis y los panículos adiposos en pocas sesiones con buenos resultados. Esto lo hace una gran alternativa a la liposucción quirúrgica, sin dolor y con total seguridad.

En amarama no habíamos incorporado aún un aparato de cavitación porque hasta descubrir el Reductor todos los que habíamos probado y analizado anteriormente, no tenían la garantía de resultados y la seguridad del tratamiento que le exigimos a todas las máquinas que incorporamos a nuestro centro, y que Reductor si que cumple y además de manera ámplia.


Para dotar de mayor seguridad al tratamiento, Reductor no incorpora manípulo como las otras cavitaciones, la máquina está dotada de 10 placas de cavitación con las que se puede trabajar abdomen, glúteos, muslos y brazos de manera simultánea. La ventaja principal de las placas sobre el manípulo además de acortar el tiempo de tratamiento es que no concentra los ultrasonidos en un punto concreto, lo que puede provocar lesiones, sino que reparte la energía de forma uniforme en toda la zona.


Reductor es sin duda la Cavitación Médico-Éstetica más completa y garantiza una reducción de 1 a 3 centímetros por sesión.


¿Que es la cavitación?

La cavitación una propiedad desarrollada por los ultrasonidos al ser emitidos a una frecuencia concreta, y provoca la generación controlada y repetida de micro-burbujas de vacío en el interior de un líquido, fluido o material fisiológico, seguido de su propia implosión. Con esta técnica lo que se consigue es:
1º   Crear un vibración que separa los adipocitos del tejido muscular.

2º   Generar micro-burbujas entre las estructuras adiposas, creando una sobrepresión en los adipocitos. Con la implosión de dichas micro-burbujas, se consigue la rotura de la membrana del adipocito y la emulsificación de la grasa (triglicéridos) contenida en ellos. Estos triglicéridos se transforman en diglicéridos, una sustancia líquida fácilmente drenable tanto por la linfa como por vía urinaria.


La función de las 3 tecnologías

1. La cavitación médica de última generación rompe los adipocitos de grasa y los convierte en diglicéridos

2. La corriente lipólitica, estimula el metabolismo, rearmoniza la zona tratada, y dirige a los adipocitos a la zona cavitada

3. Un revolucionario drenaje arterial veno-linfático que a través de la movilización de la fibra muscular lisa elimina los diglicéridos


Recomendaciones después de la sesión

Beber 2 litros de agua hasta el final del día

Realizar un paseo de 20-30 minutos o realizar un poco de ejercicio físico